Todos sabemos como son los juegos de Bethesda en su lanzamiento. Por eso, a pesar de haberlo jugado desde el primer día, he querido esperar un poco a sacar el análisis para poder ser más justo.

Fallout 76 es un Fallout multijugador. Esa premisa a algunos les parece una blasfemia, a otros les ha encantado. Como jugador que ha pasado por los Fallout sin profundizarlos, a mi me daba un poco igual. El caso es que no funciona mal tal y como está planteado y la experiencia es muy diferente a como eran las pasadas entregas.

Pero antes de hablar del juego y sus mecánicas, me gustaría hacerlo de lo que más me ha llamado la atención. La mayoría de críticas que he visto del juego es que “no tiene historia” o “no tiene NPCs”. Y en cierto modo, es cierto. Bethesda en este juego se ha centrado en otra manera de contar la historia y eso ha pillado desprevenidos a la mayoría.

Fallout 76 no cuenta una historia, cuenta centenares de ellas. Corriendo por West Virginia no te encontrarás otro humano que te diga “se me han escapado los pollos, ve a buscarlos”. Ha habido una guerra nuclear y quien no estaba en el bunker o ha mutado o ha muerto. Lo que te vas a encontrar son los restos de esas personas, sus pertenencias, diarios, grabaciones, que te cuentan todo lo que pasó mientras tú estabas en el refugio. Una vez haces el cambio de chip para empezar a fijarte atentamente en el entorno, te das cuenta de que el enorme mapa no está tan vacío como parece a simple vista.

Y hablando del enorme mapa, gráficamente el juego es muy parecido a sus entregas previas. No destaca por ser un portento gráfico, pero cumple perfectamente con lo que necesita. El ciclo día/noche, la iluminación dinámica y las grandes distancias de dibujado (aunque emborronadas) ayudan a que la inmersión sea bastante buena, que al fin y al cabo es lo necesario en este juego. El entorno te envuelve y te sientes parte de él sin ningún tipo de problema.

Me gustaría destacar la cantidad absurda de detalles en los escenario. Como se cuenta la historia usando el propio escenario es muy importante cada detalle en el mundo y cada pequeño objeto, cadáver, mueble, etc… está colocado con sumo cuidado. Su carga gráfica menor ayuda a tener muchas más cosas en pantalla y eso fomenta muchísimo la narrativa del juego.

En cuanto a gameplay la innovación es poca. El juego tiene básicamente la misma jugabilidad que los anteriores Fallout, pero con algunas diferencias para adaptarse al multijugador.

El primero, es que al no haber NPCs humanos no hay líneas de diálogo, y por lo tanto tampoco hay decisiones directas usando conversaciones. Eso puede gustar más o menos. A mi personalmente no me molestó.

La jugabilidad base sigue siendo la de un mal FPS con toques de rol. El VATS, el sistema de “apuntado”, sigue activo aunque esta vez ya no “para” el tiempo, sino que simplemente es un asistente de apuntado que puedes mejorar mediante tus estadísticas.

Al subir de nivel iremos consiguiendo cartas que se asocian a cada estadística de nuestro personaje, pudiendo equipar más o menos en función de cómo nos subamos esas estadísticas. Eso me gustó mucho, porque vas gestionando los perks de tu personaje y puedes cambiarlos o mejorarlos en cualquier momento. Gracias a estos perks podremos mejorar nuestro limitadisimo inventario, ganar más recursos con la comida o bebida, tener resistencia a ciertos elementos, etc…

Al tener una orientación más de survival, en Fallout 76 tenemos la opción de construir nuestro campamento con la chatarra que vayamos encontrando, ahí podremos añadir bancos de trabajo para hacernos armas, armaduras, comida y otros recursos. También tendremos el baúl donde guardar cosas, aunque no es que ayude mucho dada su baja capacidad.

Pero si algo me ha gustado de Fallout 76 es el jugar con más gente. Y no con conocidos o en equipo, que eso por desgracia lo he podido hacer poco, sino con la gente que me voy encontrando por ahí. En el juego hay eventos públicos de vez en cuando y ahí te juntas con gente para colaborar en un fin común (estos eventos son lo que más me divierten, personalmente). Pero si estás a tu bola y te encuentras a alguien, lo normal es un saludo, ayudarle a matar algo o incluso algún comercio aleatorio sin necesidad de comunicación más que por emotes.

Esta interacción mejora con el PVP, que aunque la gente tiende a evitarlo puede dar mucho juego. La manera de “pedir” un duelo es pegándole un tiro a alguien, que le hará poco daño. Si no respondes, no empieza el duelo. Si esa persona insiste lo suficiente como para matarte, saldrá resaltada en el mapa como un outlaw y todo el mundo podrá ir a por ella, mientras que ella dejara de ver a los demás jugadores en el mapa. Se sobreentiende que matar un outlaw es bastante fructífero.

En conclusión, Fallout 76 ha sido un despropósito en cuanto a bugs (que he intentado dejar de lado en la review), ha tenido mil polémicas, pero de base es un juego con mucho potencial. A la que asumes que no es un Fallout clásico, que hay cosas que tienes que hacer diferente y que tienes que pensar un poco para ver qué te están contando, terminas por disfrutar de la exploración, la inmersión y el como te absorbe un mundo aparentemente vacío pero lleno de mini historias.

Para terminar, me gustaría decir que el juego ha bajado de precio un 70% en menos de un mes, por si queréis esperar al inevitable momento en el que se haga free to play.

Categorías: Análisis

2 comentarios

JhonC · 17/12/2018 a las 16:50

Lo instalé, lo jugué 3 horas. Lo descambie por el mismo dinero y me sentí estafado.

Pensaba que la crítica estaba paranoica, pero realmente para jugar a esto te tienen que pagar, quizás no, pero tienes una infinidad de juegos (entre ellos cualquier otro fallout) que jugar antes.

Neimad · 18/12/2018 a las 20:37

Anda coño!! Las viejas reglas del Tibia para acabar con el exceso de PKs!
Si te atacan y se te ocurre responder, todo “OK”. Si te atacan hasta matarte, calaverita roja para el tio y todo dios lo puede matar gratuitamente sin penalización (pero tu te has jodido igualmente).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *